Bruno Unna

Palabras desnudas, privadas de vergüenza (y de sentido)

¿En qué concepto me tiene mi hijo?

Es de noche ya, y a Brunito se le antoja un dulce:

– Papi, ¿me das un dulce?

– No, pequeño. Ya es muy tarde y no debes comer más dulces.

Pasa un rato. Me alejo, con rumbo a la cocina. Detrás de mí, con sigilo, viene Brunito:

– Papi: ¡eres muy cabrón!

Anuncios

Archivado en: Family, Humour, , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

RSS Feed desconocido

  • Se ha producido un error; es probable que la fuente esté fuera de servicio. Vuelve a intentarlo más tarde.
A %d blogueros les gusta esto: